Mosaico geométrico: La importancia del andamento en el boceto.

diseño-a-lápiz-ciclo-mosaico-romano-escuela-arte-Mérida
diseño-a-lápiz-ciclo-mosaico-romano-escuela-arte-Mérida
Trazo a lápiz

El andamento como parte fundamental del trabajo de mosaico.

Se define como la disposición en la que las teselas se insertan dentro de un dibujo.

Cada período histórico del mosaico se caracteriza por estas tendencias, los mosaicos romanos son diferentes de los bizantinos, que a su vez son diferentes de los mosaicos modernos. Las teselas se pueden organizar en línea, llamadas «filas» o «calles», o seguir la forma del diseño. Es bueno saber que el procesamiento del andamento puede cambiar enormemente el resultado final. 

La habilidad con la que se realizan los andamentos distingue una gran obra en mosaico de una simple artesanía.

Es importante diseñar cortes específicos y prever la correcta colocación de cada una de las teselas, ya que la línea de la junta es la que le da el movimiento y la armonía al mosaico.

Un mosaico puede tener un andamento que no tenga denominación específica como Teselatum, Vermiculatum, Spicatum,… lo importante es mantener una lógica en la colocación de las teselas. Este flujo de pieza tras pieza deja ver un diseño independientemente del color de las mismas.